Los no residentes siempre andan en la búsqueda de bancos internacionales que los acepten. La gran mayorÃa de las entidades bancarias poseen esta opción y se encargan de anunciarlo ante el público y asÃ, de alguna manera facilitar la búsqueda de las personas interesadas en este servicio.

Gran parte de los inversionistas prefieres cuentas bancarias para no residentes por una razón, y es que la banca nacional por brinda los mismos beneficios que puede ofrecerle una banca offshore a su negocio.

Nadie tiene intereses de realizar transacciones considerables de dinero en bancos que no sean convenientes por la falta de intereses ventajosos, y es en lo que actualmente se han convertido los bancos nacionales.

Es muy importante saber que una de las facilidades de crear una cuenta para no residentes trae consigo que el cambio de divisas se convierta en un proceso sencillo de realizar. Tiene la posibilidad de elegir su moneda de preferencia entre una amplia gama de opciones que van desde economÃas desarrolladas hasta mercados emergentes con pronósticos de desarrollo.

El procedimiento para la apertura de una cuenta bancaria offshore empieza eligiendo la jurisdicción y la entidad bancaria que mejor se adapte a las necesidades de su empresa. Una vez tomada la decisión se procede a buscar toda la documentación necesaria requerida por el banco.

Algunas entidades bancarias muestran cierta preferencia hacia algunos tipos de clientes, lo que conlleva que dependa el mÃnimo de apertura por el perfil del solicitante. Tiene que saber que demorar el proceso de apertura puede no solo generar una pérdida de tiempo sino también de dinero.

Para mayor información sobre nuestros servicios contacte a nuestros consultores a través del correo electrónico [email protected]